miércoles, 12 de agosto de 2015

Actualiza Ya tu CV (I)

Los reclutadores se hacen una primera impresión del CV en aproximadamente 6 segundos y, a partir de ahí, deciden si ese candidato tiene una oportunidad en el proceso de selección, termina en un archivo... o en la papelera. 


Al fin y al cabo ven cientos de currículum a lo largo del día y tienen que ser ágiles a la hora de seleccionar los más adecuados para continuar en el proceso. 


Por eso, es necesario que el historial sea atractivo y llame la atención del seleccionador de forma positiva. Y si tu historial está obsoleto o tiene el mismo formato que cuando terminaste el bachillerato, nadie se fijará en él.


Para lograr esa atención aquí tienes varios consejos que espero que te sean útiles a la hora de encontrar empleo o cambiar de puesto. 


En esta primera parte encontrarás información sobre el formato y a la hora de presentarlo.


Actualiza ya tu CV (I)


¡Venga, actualiza ya tu CV!


En cuanto al formato


No utilices expresiones manidas y con un significado digamos que difuso. "Excelente comunicador", "trabajador incansable", "orientado al cliente", "perfeccionista"... son expresiones que realmente no dicen nada, porque las usa todo el mundo. Los reclutadores buscan personas con habilidades concretas y reales, no catálogos andantes de buenos propósitos.


Emplea expresiones que reflejen acción y efecto. Palabras y frases como: "logré", "conseguí", "encabecé", "lideré", "inicié", "establecí" o "puse en marcha" reflejan éxito y resultados, justo lo que busca cualquier seleccionador.


No emplees palabras técnicas, salvo que sea estrictamente necesario. Piensa que muchos reclutadores no tienen los conocimientos especializados requeridos en el puesto. Ellos hacen la primera selección y, si el candidato pasa esa fase inicial, ya les deriva a una segunda entrevista con un técnico en la materia, que será el que valide la formación y experiencia del candidato.


Señalización de papelera
Mala ortografía y mala presentación = CV a la papelera 
Cuida tu ortografía y tu gramática. Aunque haya gente que aún no se lo crea, hay CV que terminan archivados en la "P" de papelera, sin siquiera pasar un primer escrutinio, por un exceso de faltas de ortografía.


No emplees un font de menos de 10 puntos, porque el texto será indescifrable.


Utiliza un tipo de letra legible y profesional. No tiene que ser aburrido, pero tampoco infantil (ya sabes que me refiero a la Comic Sans ¿verdad?)


Usa negrillas y cursivas para destacar las palabras clave: cualidades que solicitan para el puesto, habilidades o logros especialmente relevantes, etc. Por supuesto, sin excesos. Lo que buscamos es resaltar, no apabullar al que lea nuestro currículum. 


Diseño gráfico
Sí a un buen diseño...
No encabeces tu CV con la expresión "Currículum Vitae". Vamos a ver, cuando escribes una carta, no la encabezas con un "Carta" y luego pasas al texto en cuestión... ¿por qué deberías hacerlo con tu currículum? Todos sabemos que si tiene formato de CV, lleva los datos de un CV y parece un CV... ¡es un CV!


Si vas a utilizar plantillas para hacer tu CV, huye de las más convencionales y anticuadas. 


El currículum debe ser original, pero formal y adecuado a la actividad en la que quieres trabajar. Cuanto más relacionada con la creatividad sea la profesión a la que te dedicas, más licencias te podrás permitir a la hora de su diseño.


A la hora de presentarlo


Mi consejo es que elijas, siempre que puedas, la presentación en formato electrónico. Es más cómodo para ti y para el reclutador, además de dar una imagen más profesional. Por otra parte, el formato electrónico permite añadir una serie de complementos, que no pueden incorporarse en papel: enlaces, vídeos, etc. Hay quien piensa que las fotos e ilustraciones de un CV on-line despista al seleccionador de lo importante, aunque personalmente lo pongo en cuarentena. 


Formato electrónico, ordenador
¿Por qué no un CV on-line?
Utiliza un PDF a la hora de enviar tu CV, así conservarás el formato en el que lo hayas escrito. Ya sabes que en un Word, por ejemplo, es fácil que se pierda el formato (márgenes, tipo de letra, interlineados, etc.) si se abre en otro equipo. 


No hagas fotocopias de tus CV. Es mejor que hagas impresiones que fotocopias, sobre todo si estas últimas son de mala calidad. Se nota mucho y da mala impresión. Además, si hemos hablado de que tu currículum debe estar adaptado a cada puesto y a acada empresa, las fotocopias no te sirven de nada.


Emplea papel de buena calidad si vas a enviar tu CV por correo postal o lo vas a entregar en mano. 


No dobles el documento. Si lo vas a enviar por correo postal, utiliza un sobre tamaño DINA4. Ya sé que es más caro, pero piensa que una hoja bien lisa destacará en un montón de CV que se han enviado doblados en un sobre... Y si lo vas a entregar en persona, lleva el documento en una carpeta y protegido por una funda de plástico para que no se manche.


Acompaña siempre al CV de una carta de presentación contundente, en la que te centres en la empresa a la que te diriges y lo que puedes aportarle. 


Y hasta aquí esta primera parte del post. En la siguiente encontrarás consejos sobre el contenido del currículum, la parte con más ídem del asunto. 


Nos vemos la semana que viene.




Información del interés.

El currículum moderno (modelos descargables)
50 currículum originales
5 ejemplos de currículum vitae virales 


Post relacionados:

Las Nefastas Consecuencias de los Errores Ortográficos
Netiqueta en el Correo Electrónico (I)
Netiqueta en el Correo Electrónico (II)  
Cómo Cuidar Tu Reputación Online (I)
Cómo Cuidar Tu Reputación Online (II)
Motivos por los que Responder a Tus Candidatos











No hay comentarios:

Publicar un comentario

Estamos encantados de que nos dejes tus aportaciones, porque tu opinión es importante para nosotros. Sólo te pedimos que, por favor, no publiques links ni contenidos publicitarios de ningún tipo, porque estos no serán publicados. Si deseas anunciarte, contacta con nosotros previamente. Gracias.

¿Ya nos sigues por correo electrónico?